fbpx

Hoy os voy a contar una fábula, un cuento.

Cuando se estaba construyendo la catedral de Chartres. Un peregrino paso por al lado de los obreros y vio como había un trabajador agotado, sudando y muy cansado que estaba picando piedra. Le preguntó ¿Qué está haciendo señor?, a lo que el otro contestó ¿Que no ve que pico piedras? no sabe lo duro y complicado que es, tengo sed y calor, es un trabajo insoportable.

El viajero continua su camino y se encuentra con otro trabajador, a simple vista no parecía estar ni tan amargado ni tan agobiado y decide hacerle la misma pregunta ¿ Señor que hace? a lo que el obrero responde Me gano la vida, pico piedra para pagar la escuela de mis hijos, la comida de mi casa y el techo dónde vivimos. No es lo que más me gusta sin embrago me contento con este oficio y lo agradezco.

El viajero sigue caminando y a lo lejos ve a otro obrero y otra vez repite lo mismo, ¿Señor que está haciendo? a lo que el obrero con una amplia sonrisa llena de felicidad le responde, estoy construyendo una catedral.

Los tres obreros estaban haciendo un trabajo parecido, sin embargo lo que les diferenciaba era la actitud y motivación.

¿Cuando uno piensa que pica piedra para construir una catedral, la motivación no es la misma.

Y tú ¿Por qué trabajas? ¿Para qué realizas este trabajo? 

Haz una lista del sentido que le das al trabajo.

 

Sino tienes en tu cabeza la catedral, cambia de trabajo.

 

 

 

 

¿Quieres crear oportunidades laborales en un mercado cambiante?

APÚNTATE AHORA Y
RECIBE MI WORKSHOP GRATUITO,
incluye 4 vídeos en los que te explico los pasos para generar oportunidades laborales.

 

      1. Los errores que te impiden encontrar trabajo

 

      2. Las 7 claves para que el reclutador se enamore de ti

 

    3. Las claves para triunfar en la entrevista de trabajo

Eres una persona única e irrepetible, desarrollarte profesionalmente aportando y que te aporte, es posible.

 ¡Apúntate ahora!

Política de Privacidad

Gracias por suscribirte, revisa tu bandeja de entrada y confirma tu suscripción. Si no aparece, revisa tu buzón de SPAM y si pasadas 24 horas no has recibido el correo, ponte en contacto conmigo en: soporte@naiarapereyra.com